Radio Victoria 26 años en tú corazón

 

Comunidades, organizaciones ambientalistas y activistas de la Alianza Nacional contra la Privatización del Agua exigieron acciones concretas y reales de protección al medio ambiente, frente a los graves efectos del cambio climático.

Por: Norma Ramírez, Krissia Girón, con aportes de Josseline Roca/ Foto: Cortesía

«Tenemos el agua, nuestras territorios y nuestros cuerpos. No son una mercancía. Desde el movimiento ecofeminista sabemos qué es que se nos considere como mercancía. La tierra tiene derechos y está clamando por justicia climática» . Bajo el fuerte sol, Isabel Asencio tomó el micrófono en una mano y en la otra un cartel, en forma de cántaro, para expresar un mensaje claro: El agua no es una mercancía».

Ella es una de las lideresas que participó en la concentración y marcha «Sin agua no hay futuro», en la que reclamaron al Estado por su pasividad en la protección de los bienes naturales.

La acción, que se dio en el marco de la Huelga Mundial por el Clima, inició en la plaza Salvador del Mundo, San Salvador. Allí, comunidades, organizaciones ambientalistas y defensores de derechos humanos de la Alianza Nacional contra la Privatización del Agua exigieron acciones concretas y reales de protección al medio ambiente, frente a los graves efectos del cambio climático.

Una de las principales demandas es la creación de políticas públicas y leyes que protejan los bienes naturales, dijo Juan de la Cruz, miembro de la Alianza, quien agregó que el sistema capitalista es el gran responsable de los impactos del clima que ya se viven en el mundo.

Las organizaciones cuestionaron la posición del ministro de Medio Ambiente, Fernando López, en la cumbre del clima de Naciones Unidas, donde -como presidente pro tempore de la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (CCAD- SICA)- propuso que se utilicen monocultivos para enfrentar los efectos del calentamiento global, por ser bajos en carbono.

Morena Murillo, sostuvo que, más bien, lo que se necesita es que se declare emergencia climática.

Las organizaciones también exigieron a la Asamblea Legislativa apruebe la Ley General de Aguas, cuya discusión sigue estancada.

Luego de la concentración, las organizaciones llenaron la Alameda Manuel Enrique Araujo de consignas, música, color y demandas por un medio ambiente sustentable y protegido desde el Estado y la sociedad en general.

La marcha culminó en las afueras del Ministerio de Medio Ambiente, donde la Alianza Nacional contra la Privatización del Agua presentó una carta con un pliego de demandas. 

Luego de entregar la carta ante el MARN, las organizaciones advirtieron que se mantendrán vigilantes de las acciones del Estado respecto a la protección y gestión de los bienes naturales, así como del otorgamiento de permisos a proyectos que aseguran, dejarán en graves condiciones de vida a las grandes mayorías.

En contexto

Diversas acciones se han realizado en el mundo, como parte de la Huelga Mundial por el Clima, en las que miles han demandado a los Estados que respondan a las urgencias crecientes por los graves impactos del cambio climático, señalando que son las principales industrias las responsables de la mayor contaminación. Mientras tanto, líderes mundiales se reunieron para alcanzar acuerdos en materia climática, los cuales siguen siendo insuficientes, de acuerdo con movimientos sociales.

Piden que se declare el 27 de septiembre como Día de la Justicia Climática

Como parte de las demandas de protección al medio ambiente y de resarcimiento a los daños que ya se le han provocado, organizaciones de mujeres pidieron este miércoles a la Asamblea Legislativa que decrete el 27 de septiembre como Día de la Justicia Climática.

La Red Informativa y Educativa de Arpas dio amplia cobertura a la movilización de las organizaciones.

­