Radio Victoria 25 años en comunidad, cultivando vidas y esperanzas

Éste fue la frase con la que nos convocamos las organizaciones pertenecientes a la Red Latinoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Sociales y Ambientales para nuestro noveno Encuentro y Asamblea, entre las que participamos mujeres de Perú, Bolivia, Ecuador, El Salvador, Chile, Colombia, y contamos con invitadas de Brasil, Venezuela, Argentina y México.

Nos dimos cita en Chachimbiro (Ecuador) del 4 al 10 de agosto de 2018, donde asumimos la tarea de analizar el contexto político en América Latina y el papel de las mujeres en las luchas por las autonomías territoriales, principalmente las que están enfocadas en hacer frente a la minería.

En este escenario reconocimos que son varias las situaciones problemáticas que tenemos en común estos países entorno a la defensa de nuestros territorios, a saber: Profundización de la economía basada en el extractivismo, que a su vez coincide con la derechización (en algunos casos) de los gobiernos de la región; Violación sistemática de Derechos Humanos vinculada a la defensa de los territorios; Disputa por las aguas e iniciativas contra su privatización; Disciplinamiento y control de los territorios cuerpo y territorios tierra, a partir del miedo y la violencia; Violencia- criminalización a líderes y lideresas; Aplicabilidad del discurso “interés nacional de recursos naturales estratégicos” para argumentar políticas de despojo territorial, como también el desarrollo y el crecimiento económicos como única vía, entre otros.

Así mismo, y frente a este panorama de represión y violencias identificamos y analizamos también la fuerza que han tomado las luchas de las mujeres alrededor de la defensa de la naturaleza y de nuestros cuerpos. Atestiguamos hoy la articulación de mujeres diversas en América Latina, que luchan/luchamos por que las autonomías sean el principio de nuestras existencia.

En este sentido, traemos a nuestro quehacer como Red, como organizaciones y como mujeres en defensa de la vida, los retos que tenemos respecto al contexto mencionado previamente, entre los que se encuentran:

  • Seguir potenciando la voz de las mujeres en contextos de conflictividad ambiental.
  • Fortalecer a las mujeres defensoras en escenarios adversos de las luchas por el territorio y el ambiente, pero también en sus luchas anti-patriarcales, anticoloniales y anticapitalistas.
  • Identificar, visibilizar e intercambiar iniciativas de acción autónomas propuestas por mujeres que sean alternativas a las ideas de progreso y desarrollo impuestos.
  • Impulsar la articulación de luchas feministas urbanas con las luchas en territorios rurales-periféricos.

Finalmente, como Red Latinoamericana de Mujeres Defensoras de los Derechos Sociales y Ambientales apostamos por continuar juntándonos a partir de la construcción de autonomías, y ratificamos nuestra identidad como mujeres ecofeministas, en una lucha radical contra la minería basada en la sororidad y en una perspectiva territorial y diversa que nos permita nutrir los procesos de defensa de nuestros territorios cuerpos y territorios tierra.

­