Radio Victoria 25 años en comunidad, cultivando vidas y esperanzas

POR ADES

Este día es la antesala de una de las conmemoraciones que nos hacen reflexionar acerca de los Derechos Humanos y como estos pueden no ser garantizados en igualdad de condiciones para una parte de la población. El ocho de marzo, día internacional de la mujer, más que una conmemoración histórica, es una fecha para que cada país reflexione sobre las garantías del respeto a los Derechos Humanos de las mujeres y también del papel que la cultura juega para reforzar estereotipos y desigualdades.

El Salvador y Centroamérica tienen la tarea particularmente de reflexionar acerca de algunas garantías que todavía no se han alcanzado y situaciones de desigualdades que siguen existiendo. Así mismo, es necesario reflexionar como la integridad y la vida de las defensoras de derechos humanos, ambientales y sociales son amenazadas por el modelo extractivista, las políticas de corrupción y la criminalización.

Cada ocho de marzo debe ser una oportunidad para incidir y exigir políticas  públicas que garanticen la equidad social, económica, política y cultural de las mujeres. Asumamos ese reto y reafirmemos nuestro compromiso por alcanzar una cultura de equidad de género.

­